JANE AUSTEN STUDY DAY EN LA UNIVERSITAT DE VALÈNCIA

jane-austen-redcEl pasado miércoles, 21 de diciembre, tuvo lugar el anunciado y esperado Study Day sobre Jane Austen en la facultad de filología, traducción y comunicación de la UV. Este evento ha sido organizado conjuntamente por el departamento de filología inglesa de dicha universidad y JASES. Desde aquí queremos dar las gracias a todas aquellas personas que han hecho posible esta interesantísima jornada, en especial a los profesores Laura Monrós y Miguel Teruel, que han dedicado muchas horas y mucha ilusión a este proyecto.

20161221_133551
El inicio del Study Day estaba previsto a las 10.15 y desde mucho antes ya había algunos colaboradores velando para que todo estuviera en orden, y algún que otro asistente madrugador que vio recompensada su puntualidad con la posibilidad de escoger entre las preciosas postales y marcapáginas que nos enviaron desde la editorial D’Epoca. Fueron muy celebradas, igual que también recayeron muchos elogios sobre la edición conmemorativa de Persuasión que hace unos meses publicaron desde esta editorial.

20161221_100843

img-20161221-wa0001Tras la bienvenida e introducción por parte de Miguel Ángel Jordán, vicepresidente de JASES, tuvo lugar la conferencia inaugural, a cargo de la Dra. Mila Cahue, que nos explicó de un modo ameno y profundo los distintos factores que permitieron que el genio de Jane Austen fructificara y se plasmara en sus obras maestras.

Después de un breve descanso le tocó el turno a las jóvenes investigadoras, estudiantes de grado o postgrado, que expusieron su TFG o TFM en diversos estados de elaboración.

20161221_120728La primera en intervenir fue María Morán, venida desde la Universidad de Salamanca, que nos habló sobre los “mash-up” vinculados a las obras de Austen. Para los que conozcáis este término, un mash-up consiste en tomar prestada una obra ya publicada y, a ser posible, famosa, e introducir elementos actuales. Es decir “Orgullo y Prejuicio y zombies” o “Sense and Sensibility and sea monsters”. Un tema actual y muy abierto al debate sobre el que habrá tantas opiniones como lectores de JA.

20161221_123233A continuación, subió al estrado Paloma Alberola, que nos habló de la influencia del teatro en Pride and Prejudice. Como todos sabéis, JA no solo era una gran aficionada al teatro, sino que de pequeña participó en las obras que su familia representaba en casa como divertimento doméstico. Según explico Paloma, esto tiene una gran repercusión en el hecho de que en las novelas de Austen sus personajes se autorevelen a través de sus diálogos.

20161221_124650El siguiente trabajo todavía está dando sus primeros pasos, pero, por lo que pudimos ver, Virginia Coll lo tiene muy bien enfocado y, sin duda, va a ser de gran interés para todos los lectores españoles de JA. En su breve intervención, Virginia nos dio algunos datos muy significativos sobre el número de ediciones que se han lanzado de cada novela de esta autora. Aquí debajo os ponemos una foto de una de sus diapositivas.

20161221_124834

20161221_130848Y, para cerrar el turno de intervenciones individuales, Paula Villalba, recién llegada de Bristol, logró sorprendernos al descubrirnos algunas de las referencias literarias, históricas y familiares contenidas en la History of England que Austen elaboró con tan solo 15 ó 16 años. Además de un profundo análisis, el trabajo de Paula contiene también una traducción al castellano de esta obra juvenil. Una gran contribución para todos los que estudiamos los trabajos de esta escritora.

Terminada esta interesante comunicación, las cuatro ponentes volvieron a subir al estrado para responder a las preguntas del público o recibir sus comentarios y sugerencias. Desde JASES queremos felicitar a estas jóvenes investigadoras por sus trabajos. Es una alegría comprobar cómo Jane Austen cuenta con una gran cantera no solo de lectores, sino también de estudiosos.

20161221_132439

20161221_151946Tras el descanso para la comida, se reanudaron las sesiones con una conferencia magistral de la Dra. Miriam Bonham, de la Universidad de Salamanca. A través de multitud de ejemplos, la Dra. Bonham nos mostró la aportación de JA al género novelístico, su defensa de dicho género en una época en la que no solo era minusvalorado, sino incluso condenado, y su papel determinante entre las escritoras de todos los tiempos.

20161221_161225El numeroso público asistente pudo disfrutar a continuación de las breves ponencias de dos profesoras de la UV, aunque de distintas facultades. En primer lugar, la Dra. Mónica Bolufer abordó las obras de Austen desde un punto de vista interdisciplinar, en concreto, desde los estudios históricos que son su especialidad. Seguidamente, la Dra. María José Coperías hizo un breve recorrido de la recepción de las obras de Austen en España y en Europa. Terminada esta intervención se abrió un tiempo de coloquio en el que participaron las cuatro ponentes principales de la jornada y el Dr. Miguel Teruel, con interesantes aportaciones de los asistentes.

El punto final de esta jornada tan ilustrativa y enriquecedora consistió en un coloquio sobre la película “Love and Friendship”, basada en la novela Lady Susan.

20161221_133546

Además de agradecer de nuevo la presencia y colaboración de todos aquellos que pudieron participar del Study Day, os animamos a todos los lectores de esta magnífica escritora a organizar eventos de diverso tipo que permitan que cada día sean más los que la conozcan y puedan disfrutar de sus obras. Desde JASES haremos todo lo que esté a nuestro alcance para ayudaros en lo que necesitéis.

 

PREESTRENO DE “AMOR Y AMISTAD” Y COLOQUIO CON WHIT STILLMAN

El pasado viernes 10 de noviembre tuvo lugar el preestreno de “Amor y Amistad” en la Academia de Cine de Madrid, seguido de un encuentro con Whit Stillman, director de la película.

“Amor y Amistad” hizo las delicias de los espectadores con la astucia, descaro y manipulación de Lady Susan. La proyección fue en V.O. subtitulada de modo que, al no tener que opinar sobre el doblaje, nos reafirmamos en nuestra crítica de mayo, tras el estreno de la película en Inglaterra.

coloquio
Tras la proyección, Whit Stillman subió al estrado para hablarnos de su obra y el proceso de realización de este trabajo Respondiendo a preguntas del público, W.S. nos reveló numerosos detalles interesantes de la película que os resumimos a continuación.

Con respecto a la adaptación de la novela, Stillman explicó la necesidad de introducir diálogos y crear otros personajes para suplir las carencias propias del estilo epistolar de la obra original, pero siempre manteniendo el tono de la novela. La opinión de Stillman sobre “Lady Susan” es que a diferencia de la mayoría de novelas inacabadas, que no suelen tener un gran valor, en esta se encuentran algunas de las escena más divertidas que el recuerda haber escrito.

Al parecer, Stillman también tuvo que enfrentarse a cierto sexismo durante este proceso ya que le dijeron que no podía hacer una película en la que los dos personajes principales (Susan Vernon y Alicia Johnson: Kate Beckinsale y Cholë Sevigny) fueran dos mujeres tan perversas. Pero él aludió al dúo formado por Michael Caine y Steve Martin en “Dirty Rotten Scoundrels” y planteó: “¿por qué no iba a funcionar?”  Asimismo, le recomendaron poner a Frederica como la dulce e inocente heroína en busca del amor, pero lo consideró un cliché y se negó a ese convencionalismo. Y es que W.S. confiesa que no soporta las otras adaptaciones de las novelas de Austen; “me duermo a los diez minutos”, reconoció divertido. Aunque, no obstante, alabó el trabajo de Ang Lee en 1995.

A la pregunta de si tenía a los actores en mente al escribir el guión, admitió que Kate Beckinsale fue la única con la que esto ocurrió. Pero que, cuando empezó a trabajar en este proyecto, hace diez años, ella era demasiado joven para el papel. Sin embargo, cuando todo estuvo listo Beckinsale era perfecta, aunque en algún momento se barajó el nombre de Sienna Miller.

Respecto a Chloë Sevigny afirmó que es buena imitando el acento inglés, pero, debido a las críticas que suele haber de este público hacia los actores no nativos, prefirió convertir su personaje en una americana, y por lo que nos comentó, ha quedado satisfecho con el resultado. Respecto al hecho de que los actores americanos sean censurados cuando interpretan a un personaje inglés, mientras que a los ingleses se les permita interpretar a americanos, W.S. admitió divertido que eso era así. “Renée Zellwerger es la única que puede hacerlo bien y hay quien opina que Gwyneth Paltrow también sabe…”

¿Por qué “Amor y Amistad”? ¿Por qué no “Lady Susan”? Ante esta pregunta, Stillman aclaró que la novela original de Austen no tiene título y que él personalmente tuvo la oportunidad de examinar el manuscrito. “Lady Susan” fue el título que se le otorgó con posterioridad, siguiendo el estilo que ella w-s-e-tsolía emplear en sus primeros trabajos, como es el caso de “Elinor y Marianne” (Sense and Sensibility), “Susan” (Northanger Abbey). Sin embargo, según este director, los nombres propios anglosajones no suelen funcionar bien como títulos de películas. Por esta razón, antes de inventarse uno nuevo, él prefirió utilizar uno de otra obra inacabada de Austen.

Tras el coloquio, W.S. se detuvo a conversar con todos aquellos que quisieron acercarse  y se mostró abierto, amable y divertido. Para finalizar diremos que si bien fue una gran experiencia, no se trató de una sorpresa teniendo en cuenta lo bien que este director y guionista ha sabido adaptar una obra de nuestra autora predilecta de manera tan brillante.

 

Del baile en el Congreso Jane Austen

Nerviosos y emocionados, los asistentes al congreso de Jane Austen en el CEU fuimos dirigidos a nuestro salón de baile particular: el salón de actos del colegio mayor, adyacente a la facultad de Económicas. Pablo Gutiérrez, director del congreso, lideró al grupo hasta el sitio; pero algunos se escaparon por el camino hacia el baño, con misteriosas bolsas en las manos y sin que gran parte del público sospechase que llevaban el equipo completo para asistir a un baile.

El director del grupo de teatro nos ofreció tres vestidos de época, de los cuales dos fueron elegidos por dos entusiastas; eran más dieciochescos que de Regencia, pero aún así estoy segura de que habrían hecho brillar de entusiasmo los ojos de Lydia Bennet. Pero, ¿creen que esto fue sólo cosa de mujeres? No, señor. Pablo Gutiérrez no se libró de participar cuando le ofrecieron una bonita chaqueta marrón con detalles dorados que bien podría haber servido para hacer un Shakespeare, pero que también podría pertenecer al señor Darcy en casos de apuro; y he de decir que estaba fantástico.

Cuando apareció la profesora de baile pidiendo voluntarios empezaron las dudas; no todo el mundo quería apuntarse. Muchos comunicantes se sentaron discretamente con la cámara en las manos, como asegurando su posición de meros fotógrafos. El profesor Jenkyns se sentó de inmediato, y observó la escena desde la distancia con aparente hilaridad (suponemos que en Bath estas cosas se hacen mejor, pero tiempo al tiempo). Y entonces aparecieron los demás: Mari Carmen Romero, de El Sitio de Jane, llevaba un vestido azul intenso que destaca en las imágenes que ofrezco por su color y corte magníficos; Mila Cahué se apuntó al estilo Lady Catherine de Bourgh e hizo su entrada con un regio vestido aterciopelado marrón, collar de perlas, y plumas en el cuello y en el cabello. Aún hubo otros dos modelos de Regencia más sencillos, de colores suaves y  corte desenfadado. Una pareja apareció también vestida: ella, con un vestido largo moderno pero romántico; él, con el equipo completo de chaleco, corbatín, chistera… ¡y patillas!

                             IMG_20160226_185254

Gracias a estos valientes y elegantes participantes, mucha gente se animó (esta humilde autora incluida), y el escenario pronto estuvo tan lleno que Catherine Morland y Mrs. Allen habrían suspirado por volver a los “tranquilos” bailes de Bath. El hecho de que todos fuéramos novatos no ayudó mucho. La paciente profesora de baile soportó parones, risas, pisotones, preguntas (¿pero a tu derecha o a mi derecha? ¿esto con qué pie?) hasta que le cogimos el truco. Y es que aprendiendo esto uno no subestima las numerosas lecciones de baile que soportaban las heroínas austenianas, la importancia de lucir dicha habilidad tras tanto esfuerzo, y lo que es más, la facilidad con la que parecen aprenderse tantos bailes distintos.

Pues sepan, lectores, que en nuestro baile, que sólo era uno y algo simplificado, había tres “fases” con distintos pasos a aprender. Yo tuve la suerte de bailar con uno de los dos hombres que había sobre el escenario, Pablo Gutiérrez y su chaqueta Shakespeariana, que supo llevar como si fuera el mismísimo Willoughby, y puedo asegurar que ninguno de los dos lo encontramos sencillo. No puedo hablar por aquellas que llevaban un vestido adecuado para la época, pero sí las vi tropezar de vez en cuando con dobladillo. ¡Qué mérito! Estoy segura de que ellas tampoco lo encontraron fácil.

Lo primero era más o menos fácil (comparado con lo que vendría después, aunque nos quejamos todos desde el principio). Una bonita vuelta alrededor de la chica (ver gif) repetida por la chica alrededor del chico. Un brazo delante y uno detras y girar uno alrededor de otro. ¡Con reverencia incluida! Pura gracia y elegancia, y la única dificultad consistió en saber por qué lado abordar a la pareja.

20160226_184604

Lo siguiente también era fácil, y tremendamente divertido, pues lo hemos visto todas en numerosas películas: dar las manos a la pareja, manteniéndolas en alto, dar unos pasos de un lado a otro y… ¡pasar por el túnel!

20160226_184840

Pero, ay amigo, la cosa se complicó. Siendo dos filas de parejas, las dos filas que daban al interior del escenario debían formar un corro, y las dos filas exteriores, otro. ¿Me siguen? Yo tampoco. Pero una vez formado un corro, que es lo que importa, tu pareja pasa a ser el hombre de tu derecha. Tras darse las manos como en el corro de la patata, y dar tres pasitos a la izquierda, toda señorita que se precie debe enrollarse cruzando los brazos SIN SOLTAR sus manos del corro. Como si Emma no tuviera más problemas en los que pensar. Luego puede una soltarse de la pareja que no le corresponde, quedándose con un solo hombre, y dar una graciosa vuelta, o dos.

20160226_184929

Y por último, se ha de recorrer el círculo intercalándose unos con otros con esa especie de “choca esos cinco” tan propio de los bailes de época. Y creo que en el último momento se añadió algo de caminar entrelazando los brazos y cambiando de lado cada tres pasos… No todo el mundo pudo seguir esa parte.

20160226_184907

Veredicto de la velada: La falta de caballeros y el hecho de ser impares no hizo mucho en favor de los bailarines, pero a pesar de ser novatos se calcula que en dos lecciones intensivas entre las lecciones de piano, pintura y francés se dominaría al menos un par de danzas.

También cabe mencionar que además de pasar mucho calor en el proceso (lo cual nos hace comprender aquellas mangas cortas en plena Inglaterra y las ingentes cantidades de oporto y ponche que se servían en los bailes), mantener ingeniosas discusiones con la pareja de baile al mismo tiempo que se siguen los pasos es imposible. O bien requiere un nivel de maestría que sólo se consigue si se deja la carrera y el colegio, se olvida una de escribir esos poemas, y se deja de una vez por todas el pianoforte, que después de oír a Jane Fairfax prefería dejarlo de todos modos.

Crónica de la presentación del libro “Aprender a escribir con Jane Austen y Maud Montgomery” de la hispanista Inger Enkvist)

Crónica de Hablando de Jane sobre la presentación del libro de Inger Enkvist

Hablando de Jane Austen

Hoy ha sido una de esas tardes que podríamos calificar como “deliciosas” para el mundo austenita en español. Como ya os anuncié hace unas semanas (ver AQUÍ), hoy se presentaba en la Universidad Complutense de Madrid el libro “Aprender a escribir con Jane Austen y Maud Montgomery”, de la hispanista y Premio Cervantes Intercultural 2014, Inger Enkvist.

Inger Enkvist Inger Enkvist

Fue el profesor José Manuel Mora Fandos, encargado de la edición y prólogo del libro, quien tuvo el detalle de informarnos e invitarnos a este acto, que se enmarca dentro del Máster de Escritura Creativa/Creación Literaria del Departamento de Filología Española III de la Facultad de Ciencias de la Información de la UCM, dirigido por la profesora Pilar Vega.

Tras varios intercambios de tweets y mensajes en estos últimos días, nos convocó a las 16.15 en su despacho, y allí he tenido el placer de conocer a ambos profesores…

Ver la entrada original 1.349 palabras más

Presentación del libro “Aprender a escribir con Jane Austen y Maud Montgomery”

Hoy, jueves 9 de abril, a las 16:30, ha sido la presentación del libro “Aprender a escribir con Jane Austen y Maud Montgomery” por Inger Enkvist, hispanista sueca y Premio Cervantes Intercultural 2014. La edición es de José Manuel Mora Fandos, doctor en Filología Inglesa y profesor en el Máster en Escritura Creativa de la facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense de Madrid.
Junto con Pilar Vega, coordinadora de este máster,  han presentado esta tarde el trabajo de Enkvist en la Sala Naranja de la Facultad de Ciencias de la Información de dicha universidad.

image
De izquierda a derecha, Mila Cahue, José Manuel Mora Fandos, Inger Enkvist y Pilar Vega

La autora ha hecho un resumen de la biografía de Maud Montgomery (sobre la que hablaremos en un nuevo post) y ha explicado con claridad la importancia de su obra principal, Anne of Green Gables, y sus secuelas. Ha resaltado la importancia del desarrollo y aprendizaje del personaje, la universalidad de los temas con los que se cruza, y su gran repercusión en la vida actual de su lugar natal, la Isla del Príncipe Eduardo, Canadá.
Mas adelante, ha hecho un buen repaso de las obras de Austen y sus personajes, recalcando que la universalidad de nuestra autora preferida no se debe a los elegantes vestidos, ni los flamantes carruajes: es la forma de relatar los sucesos, la crítica mordaz y sarcástica, y la agudeza de las frases de los personajes, lo que hace a las novelas de Austen obras maestras. Esta universalidad, razón por la cual seguimos leyendo Orgullo y Prejuicio o Northanger Abbey 200 años después, es un tesoro cultural de valor incalculable para todo escritor que busque un buen ejemplo de agudeza e ingenio. “En Jane Austen podemos escoger a una amiga”, dijo Enkvist, ” Una amiga que no nos puede rechazar. La literatura nos provee de amigos de otros países y épocas.”

Invitaron a la mesa a la psicóloga Mila Cahue, bloguera de Hablando de Jane y miembro de la Jane Austen Society UK, quien aportó su visión de las obras de Jane (es una austenita consagrada, no hay más que visitar su página para verlo), comentando, sobre todo, un aspecto interesante de Orgullo y Prejuicio que su profesión le permitió observar: el ejemplo de asertividad que da Elizabeth Bennet en su rechazo a Mr. Darcy. Un gran detalle que se apreció mucho entre el público.

Dicho público consistió en los alumnos del Máster de Escritura Creativa de la UCM, y austenitas blogueras, como una representante de El Sitio De Jane, Mila Cahue, y Elena Truan, quien lleva este blog.

Una tarde muy productiva que arrojó un poco más de luz sobre nuestra querida Jane.

image